Inicio > Mundo marista > Perú: Recordando las aulas colegiales - Maristas de San Isidro


Bicentenario del Instituto
2 de enero 2017


 




 

 

 


Próximos eventos


 
 

http://www.champagnat.org/000.php?p=432
Loading

Conectarse

Hermanos maristas

RSS YouTube FaceBook Twitter

 

Foto de hoy

Sudáfrica: St David's Marist Inanda

Hermanos maristas - Archivo de fotos

Archivo de fotos

 

Últimas novedades

Archivo de novedades

 

Calendario marista

6 diciembre

Santos: Nicolás de Bari, Dionisio

Calendario marista - diciembre

 

Red de sitios maristas

Archivo de novedades

Recordando las aulas colegiales - Maristas de San Isidro

 

Archivo: 2016 | 2015 | 2014 | 2013 | 2012 | 2011 | 2010 | 2009 | 2008 | 2007 | 2006 | 2005 | 2004

25/09/2008: Perú

 

Numerosos políticos, empresarios, profesionales y en general hombres de bien egresaron del Colegio Maristas de San Isidro, perteneciente a la Congregación de Hermanos Maristas, fundada en 1816, por el sacerdote francés San Marcelino Champagnat. La obra educativa de la Congregación Marista, durante cerca de 100 años, es extraordinaria e incluso cuenta con una universidad en Lima.

Entre los egresados sanisidrinos figuran, por ejemplo, José Antonio y Víctor Andrés García Belaunde, Rafael Rey, Raúl Diez Canseco Terry, Allan Wagner, el tenor Francesco Petrozzi, y los hermanos Borea Odría, Meier Cresci, Tudela Van-Breugel, Agois Banchero, entre muchos otros.
La educación era de calidad, con valores, formación moral y religiosa. Se notaba el sacrificio de los hermanos, que dedicaron sus vidas a formar el pensamiento y el corazón de niños y de jóvenes, dejando patria, familia, etc., y también de muchos abnegados profesores.

Cómo no recordar el Himno Marista, que en parte dice: Es nuestra arma invencible la ciencia, nuestro escudo de Dios la moral, nuestro anhelo servir a la patria, la conquista del bien nuestro ideal... Es la hermosa bandera Marista, manantial cristalino de paz… y que desde el lugar donde nos encontramos transmitimos a nuestra sociedad.

Por la grave crisis de vocaciones, los hermanos optaron por cerrar el colegio de San Isidro –uniéndose al Champagnat de Miraflores– y las Escuelas Normales Superiores de Piura, Cajamarca y Tacna. Los ex alumnos del San Isidro se quedaron no sólo sin su hogar alterno para sus celebraciones anuales, sino también por lo que significa sentimentalmente el edificio.

Cómo olvidar las aulas, la capilla, el gimnasio, la dirección, la cancha de fútbol, el quiosco del pirata que tanto nos fiaba; y, asimismo, nuestro uniforme saco azul, camisa blanca y pantalón beige, nuestras insignias, el colocar VJMJ (Viva Jesús, María y José) –ahora se añade y Ch, por San Marcelino Champagnat– en la parte superior de los cuadernos y en la hoja del examen, la sana rivalidad en fútbol, básquet y natación con el colegio Champagnat, los excelentes libros de la editorial marista FTD, el cine y el laboratorio de física y química.

Para no olvidarse del alma máter, un grupo de ex alumnos ha tenido la loable iniciativa de juntar a todas las promociones –desde la primera en 1942 hasta la trigésima octava, la última en 1979– en un gran almuerzo que se realizará el próximo 29 de noviembre en el Centro de Aeronáutico de la FAP, de San Isidro, en donde se rendirá un merecido homenaje a los hermanos y profesores sobrevivientes y se recordarán viejas anécdotas.



Ricardo Sánchez-Serra - Periodista
Publicado en el diario El Peruano, de Lima-Perú, el 24 de setiembre de 2008

405 visitas